La incertidumbre y los proyectos

Publicidad

Comparte este apunte

La incertidumbre y los proyectos

¿Qué es Incertidumbre?
Definiciones de créditos y microcréditos
¿Qué es presupuesto de capital?
Definición de economía de escala
Proyectos independientes
Proyectos mutuamente excluyentes
Comparación de proyectos
Proyectos mutuamente excluyentes
Bibliografía

¿Qué es Incertidumbre?


Es una expresión del grado de desconocimiento de una condición futura. La incertidumbre puede derivarse de una falta de información o incluso por que exista desacuerdo sobre lo que se sabe o lo que podría saberse. Puede tener varios tipos de origen, desde errores cuantificables en los datos hasta terminología definida de forma ambigua o previsiones inciertas del comportamiento humano. La incertidumbre puede, por lo tanto, ser representada por medidas cuantitativas (por ejemplo, un rango de valores calculados según distintos modelos) o por afirmaciones cualitativas (por ejemplo, al reflejar el juicio de un grupo de expertos).
Se dice que una decisión se toma bajo incertidumbre cuando no es posible asignar probabilidades a los eventos posibles.
La causa fundamental del fracaso en la implementación de un proyecto o portafolio empresarial se produce a causa de la falta de planeación y la creencia creer que los problemas de la empresa van a solucionarse en el medio plazo.
En este mundo cambiante, no se puede asegurar el éxito financiero de las empresas, es por ello que decir que existe una verdad única y una metodología para alcanzarlo es una utopía; pero si se pueden tomar una serie de precauciones que minimicen el riesgo o la posibilidad de cometer errores que afecten el criterio y permitan la indebida toma de decisiones.
Lo fundamental en la toma de decisiones empresariales frente a un proyecto de inversión es la debida planificación, ya que al realizar un buen estudio de los pros y contras se podrá evaluar de una manera a priori el cumplimiento de los objetivos que se quieren conseguir al margen de los gastos (que también deben ser estratégicamente planeados) ya que son estos en realidad los que se debe destinar en la aplicación de un proyecto o proyectos de inversión.

Definiciones de créditos y microcréditos


Los Microcréditos: Son pequeños préstamos realizados a prestatarios demasiado pobres como para que les concedan un préstamo en un banco tradicional. Los microcréditos posibilitan, especialmente en países en vías de desarrollo, que muchas personas sin recursos puedan financiar proyectos laborales por su cuenta que les reviertan unos ingresos. El microcrédito es la parte esencial del campo de la microfinanciación, dentro del que se encuentran otros servicios tales como los microseguros, ahorros u otros.
La mayoría de las personas en el mundo trabajan en empresas familiares o por sí solos. La microempresa, como cualquier otro negocio, necesita recursos externos para financiarse, ya sea para subsistir o para crecer. Las razones por la que los bancos convencionales no penetran este mercado de altas tasas de interés son varias:
Los costes son muy altos y los volúmenes muy pequeños.
La infraestructura necesaria resulta muy complicada y costosa.
Los riesgos son muy altos por lo que no existen tasas de intereses adecuadas que puedan balancear el tipo del riesgo. El error fundamental de los bancos convencionales es que no conocen la realidad de las calles.
Crédito: Préstamo concedido por un banco a un cliente por su prestigio de solvencia. Cambio de una prestación presente por una contraprestación futura; es decir, se trata de un cambio en el que una de las partes entrega de inmediato un bien o servicio, y el pago correspondiente más los intereses devengados, los recibe más tarde.
Definición de Costo de Oportunidad.
El costo de oportunidad se entiende como aquel costo en que se incurre al tomar una decisión y no otra. Es aquel valor o utilidad que se sacrifica por elegir una alternativa A y despreciar una alternativa B. Tomar un camino significa que se renuncia al beneficio que ofrece el camino descartado.
El costo de oportunidad es especialmente importante en las empresas, puesto que a diario, éstas deben tomar decisiones en un medio exigente y que ofrece múltiples posibilidades y alternativas.
Siempre que se va a realizar una inversión, está presente el dilema y la incertidumbre de si es mejor invertir en una opción o en otra. Cada opción trae consigo ventajas y desventajas, las cuales hay que evaluar profundamente para decidir cual permite un menor costo de oportunidad.
En la economía globalizada y competitiva que hoy tenemos, los cambios y los hechos suceden velozmente. Las condiciones pueden cambiar rápida y abruptamente en cuestión de horas o inclusive minutos. En esas condiciones es difícil evaluar detenidamente las consecuencias de tomar un camino u otro. En tales circunstancias se hace muy difícil evaluar el costo de oportunidad presente en cada decisión tomada, por lo que se hace necesario contar con el mayor número de elementos posibles de juicio, que permitan tomar decisiones oportunas y adecuadas a las circunstancias.
El costo de oportunidad no solo está presente en el momento de decidirse por algo, sino en el camino futuro de esa decisión (Sus consecuencias a través del tiempo). A manera de ejemplo: si se decide invertir en acciones y no en divisas, el costo de oportunidad estará presente durante el tiempo de vida de esa inversión. Es posible que al momento de hacer la inversión en acciones, éstas sean una opción más rentables que la divisas, pero puede ser que la situación se invierta en un futuro. En éste caso, al momento de invertir en acciones, el costo de oportunidad por no invertir en divisas, es menor que la utilidad que se espera obtener con las acciones (la utilidad sacrificada al no comprar divisas es compensada y superadas por la utilidad obtenida al comprar las acciones). Pero puede suceder que a la vuelta de un meses, la divisa se fortalezca y las acciones bajen de precio, y en este momento, el costo de oportunidad supera la utilidad obtenida con la decisión tomada de invertir en acciones, lo que hace que una decisión considerada buena al momento de tomarse, se convierta en una decisión equivocada en el largo o mediano plazo.

¿Qué es Presupuesto de Capital?


El presupuesto de capital abarca la totalidad del proceso de planeación de los gastos cuyos rendimientos se espera que se extiendan más de un año. Desde luego, la elección de un periodo de un año es arbitraria, pero es un punto de referencia conveniente para distinguir distintas clases de gastos.
Algunos ejemplos obvios de gastos de capital son los desembolsos que se hacen para la adquisición de terrenos, edificios y equipo, y las ediciones permanentes que se hacen al capital de trabajo asociadas con la expansión de la planta.
Una campaña de publicidad o de promoción, o un programa de investigación y desarrollo, también puede tener efectos que se extiendan más de un año, por lo que estos conceptos pueden clasificarse, así mismo, como gastos del presupuesto de capital.
El presupuesto de capital es un aspecto muy importante para el bienestar futuro de la empresa, también es un tema complejo y conceptualmente difícil.
Definiciones de Riesgo del Mercado, Riesgo del Negocio, Riesgo Operativo, Riesgo Financiero y Riesgo Total.
Riesgo de Mercado: es el riesgo que afecta al tenedor de cualquier tipo de valor, ante las fluctuaciones de precio ocasionadas por los movimientos normales del mercado.
Riesgo de negocios: el apalancamiento operativo o riesgo del negocio es la posibilidad de que varíen los beneficios de una compañía antes de atender a los pagos de la deuda, debido a las características inherentes al propio negocio y a su nivel de actividad.
Riesgo Operativo: el riesgo operativo representa la pérdida potencial por fallas o deficiencias en los sistemas de información, en los controles internos o por errores en el procesamiento de las operaciones.
El Riesgo Financiero: es el riesgo de no estar en condiciones de cubrir los costos financieros, por ello su análisis se determina por el grado de apalancamiento financiero que tenga la empresa en un momento determinado. El apalancamiento financiero acentúa el hecho de que a medida que aumentan los cargos fijos, también aumenta el nivel de utilidades antes de impuestos necesario para cubrir los cargos financieros de la empresa, se puede calcular por medio de la razón deuda capital, la razón de deuda a largo plazo o la razón de capital preferente a capital total. Los analistas financieros calculan estas razones para determinar la solidez financiera de la empresa, determinando que entre más alto sea el grado de apalancamiento, mayor es el nivel de riesgo, estableciendo así una relación entre los cargos financieros fijos que deben pagarse y los fondos invertidos en la empresa.
Riesgo Total: es la suma de Riesgo Sistemático más el Riesgo no Sistemático. El Riesgo Sistemático (No Diversificable o Inevitable) es el que afecta a los rendimientos de todos los valores de la misma forma. No existe forma alguna para proteger los portafolios de inversiones de tal riesgo, y es muy útil conocer el grado en que los rendimientos de un activo se ven afectados por tales factores comunes, por ejemplo una decisión política afecta a todos los títulos por igual. Y el Riesgo No Sistemático (Diversificable o Evitable) se deriva de la variabilidad de los rendimientos de los valores no relacionados con movimientos del mercado como un conjunto. Es posible reducirlo mediante la diversificación

Definición de economía de escala


La economía de escala se refiere al poder que tiene una empresa cuando alcanza un nivel óptimo de producción para ir produciendo más a menor coste, es decir, a medida que la producción en una empresa crece, (zapatos, chicles, bastones, cajas de cerillas…) sus costes por unidad producida se reducen. Cuanto más produce, menos le cuesta producir cada unidad.
En otras palabras, se refiere a que si en una función de producción se aumenta la cantidad de todos los inputs utilizados en un porcentaje, el output producido puede aumentar en ese mismo porcentaje o bien aumentar en mayor o menor cantidad que el mismo porcentaje. Si aumenta en el mismo, estaríamos ante economías constantes de escala, si fuera en más, serían economías crecientes de escala, si fuera en menos, en economías decrecientes de escala. Comúnmente, cuando se dicen simplemente "economías de escala", se refieren a la crecientes, ya que estas denotan una función bastante ventajosa desde el punto de vista económico, porque significa que la producción resulta más barata por término medio cuanto mayor es el empleo de todos los recursos. Resultaría, por ejemplo, más barato por unidad producir 400 unidades que 200, si aumentamos en la misma cantidad todos los recursos empleados para ello (y el precio de cada recurso por unidad no cambiase)
Para analizar el fenómeno de las economías de escala se suele considerar la relación entre los aumentos de producción (output) causados por los aumentos en los factores de producción (inputs). ¿Qué ocurre cuando una empresa, por ejemplo, dobla la cantidad que utiliza de inputs (el doble de trabajadores, el doble de capital…)? Si el resultado es que la producción aumenta más que el doble, entonces se dice que la empresa está caracterizada por economías crecientes de escala. Ésta es una situación de cierto interés en economía, puesto que implica que se puede producir con menores costes a medida que se aumenta el nivel de producción. Esto está muy estrechamente ligado a la concentración empresarial, en la medida en que en un proceso productivo afectado de economías de escala creciente, una sola empresa más grande produce con un menor coste que dos empresas más pequeñas.

Proyectos independientes


Los negocios o proyectos son independientes, si la aceptación o rechazo de uno de ellos es independiente de la aceptación o rechazo de cualquiera de los otros negocios o proyectos
Esto significa que si se tienen dos o más negocios o proyectos independientes entre si, la evaluación de uno de estos negocios o proyectos no se verá afectada por decisiones de los otros negocios y proyectos.
Como consecuencia, cada uno de estos negocios o proyectos se podrá evaluar por Separado, sin importar la decisión que se tome en negocios o proyectos pasados y sin importar que negocios o proyectos futuros se pudieran presentar.
De acuerdo con lo anterior, la decisión de aceptación o de rechazo de un negocio o proyecto independiente será la misma utilizando el criterio del Valor Presente Neto (VPN) que utilizando el criterio de la Tasa Interna de Rendimiento (TIR).

Proyectos mutuamente excluyentes


Existen también muchos negocios o proyectos que son mutuamente excluyentes.
Negocios o proyectos son mutuamente excluyentes, si la aceptación de uno de ellos elimina la posibilidad de aceptar los otros negocios o proyectos. Esto significa que si se tienen dos o más proyectos mutuamente excluyentes, cada uno de éstos va a estar "compitiendo" contra los otros negocios o proyectos, ya que se va a poder aceptar solamente uno de ellos.
Cuando se tienen negocios o proyectos independientes, el método del valor presente neto y el método de la Tasa Interna de Rendimiento siempre dan la misma decisión de aceptación o rechazo para cualquier negocio o proyecto. En el caso de proyectos mutuamente excluyentes, el método del valor presente neto y el método de la Tasa Interna de rendimiento no siempre dan la misma decisión de aceptación o rechazo para cualquier negocio o proyecto.
Es importante enfatizar que en negocios y proyectos mutuamente excluyentes, el método de la Tasa Interna de Rendimiento puede llegar a seleccionar, como la mejor opción, un negocio o proyecto diferente al que sería seleccionado con el método del Valor Presente Neto.
Por lo tanto, es importante tener siempre presente lo siguiente:
El método del Valor Presente Neto (VPN) y el método de la Tasa Interna de Rendimiento (TIR) darán siempre la misma decisión de aceptación o de rechazo de un negocio o proyecto, cuando se tienen negocios o proyectos independientes.
El método del Valor Presente Neto (VPN) y el método de la Tasa Interna de Rendimiento (TIR) pueden llegar a dar decisiones opuestas de aceptación o rechazo de un proyecto, cuando se tiene negocios o proyectos mutuamente excluyentes. ¿Qué debo hacer si cuando tengo proyectos mutuamente excluyentes, el método del Valor Presente Neto (VPN) y el método de la Tasa Interna de Rendimiento (TIR) me dan decisiones diferentes?
Cuando se presenta esta aparente incongruencia entre ambos criterios en proyectos mutuamente excluyentes, el método correcto es el del Valor Presente Neto. Esto significa que cuando se tienen negocios o proyectos mutuamente excluyentes, el método de la Tasa Interna de Rendimiento me puede llevar a tomar una decisión errónea de aceptación o rechazo de un negocio o proyecto.
En cambio, el método del Valor Presente Neto nunca se equivoca, por lo que siempre me llevará a tomar la decisión correcta de aceptación o rechazo de un negocio o proyecto. La explicación técnica por la cual el método del Valor Presente Neto es el correcto en el caso de proyectos mutuamente excluyentes es compleja.
Sin embargo, para el lector interesado en conocer la razón por la cual se puede presentar esta situación de contradicción entre el método del valor presente y el método de la Tasa Interna de Rendimiento, la explicación radica en la manera diferente en que cada uno de estos dos métodos acumula el interés. El método de la Tasa Interna de Rendimiento implica que el flujo de efectivo se acumula con base en una tasa de interés dada por la misma Tasa Interna de Rendimiento. El método del Valor Presente Neto implica que el flujo de efectivo se acumula con base en una tasa de interés dada por el costo de capital del inversionista.
El supuesto de acumulación de interés del método del Valor Presente Neto es el correcto. Adicionalmente, el método del Valor Presente Neto toma en cuenta el tamaño del negocio o proyecto, no así el método de la Tasa Interna de Rendimiento.
Esta aparente incongruencia nunca se presenta cuando se tienen proyectos independientes, ya que el método de la Tasa Interna de Rendimiento y el método del Valor Presente Neto darán siempre la decisión correcta de aceptación o rechazo de un negocio o proyecto. ¿Entonces el método de la Tasa Interna de Rendimiento no sirve para evaluar negocios o proyectos?
En caso de negocios o proyectos independientes, el método de la Tasa Interna de Rendimiento siempre sirve y siempre coincidirá la decisión que se tome con este método, con la decisión que se tome con el método del Valor Presente Neto. En caso de negocios o proyectos mutuamente excluyentes, se debe usar el método del Valor Presente Neto para tomar la decisión de cuál es el mejor negocio o proyecto. El método de la Tasa Interna de Rendimiento se puede usar como información complementaria, siempre y cuando la decisión coincida con la decisión tomada con el Valor Presente neto.

Comparación de proyectos


Proyectos Independientes: Cuando se puede seleccionar más de una alternativa de las que se está evaluando.
Proyectos Mutuamente Excluyentes: Cuando solamente una de las alternativas es la seleccionada a partir de un grupo de alternativas evaluadas.
La evaluación de proyectos mutuamente excluyentes implica la selección de la mejor alternativa.

Proyectos mutuamente excluyentes


Proyectos con tamaños de inversiones son diferentes.
Si existen más de dos inversiones mutuamente excluyentes se debe efectuar una eliminación por etapas.
Usar el criterio del VAN.
Proyectos con horizonte de evaluación diferente:
La manera de subsanar esta discrepancia consiste en considerar los flujos de los beneficios netos de ambos proyectos e un período de tiempo común, capitalizándolos y actualizándolos a la tasa de interés pertinente.
Procedimiento:
Se unifica el horizonte de evaluación de las alternativas:
1. Se escoge un horizonte de planeación y sobre él se realiza el análisis económico, considerando sólo aquellos flujos de caja relevantes.
2. Se realiza la evaluación sobre el mínimo común múltiplo de las vidas útiles entre las alternativas.
3. Se hace un ranking, de mayor a menor, de las alternativas según el monto a invertir.
4. Se obtienen las diferencias de inversión de cada alternativa respecto de aquella que está primera en el ranking.
5. Se calcula en VAN para cada una de las alternativas.
6. Para cada alternativa se suma el VAN con la diferencia de inversión calculada en el punto 3 obteniéndose un VAN*.
7. Se rehace el ranking de la alternativas de inversión, esta vez en base al VAN*.
8. La mejor alternativa será aquella que tenga el mayor VAN*.
Análisis de la TIR incremental (2 alternativas), Procedimiento:
Se unifica el horizonte de evaluación de las alternativas:
1. Se escoge un horizonte de planeación y sobre él se realiza el
2. análisis económico, considerando sólo aquellos flujos de caja relevantes.
3. Se realiza la evaluación sobre el mínimo común múltiplo de las vidas útiles entre las alternativas.
4. Se tabulan los flujos de caja para ambas alternativas en el horizonte de evaluación definido.
5. Se obtienen las diferencias entre los flujos de caja de aquella alternativa de menor inversión y aquella de mayor inversión, para cada año del horizonte.
6. Análisis de la TIR incremental (2 alternativas), Procedimiento:
7. Se unifica el horizonte de evaluación de las alternativas:
8. Se escoge un horizonte de planeación y sobre él se realiza el análisis económico, considerando sólo aquellos flujos de caja relevantes.
9. Se realiza la evaluación sobre el mínimo común múltiplo de las vidas útiles entre las alternativas.
10. Se tabulan los flujos de caja para ambas alternativas en el horizonte de evaluación definido.
11. Se obtienen las diferencias entre los flujos de caja de aquella alternativa de menor inversión y aquella de mayor inversión, para cada año del horizonte.
Proyectos Independientes
Procedimiento:
1. Para cada una de las alternativas de inversión se obtiene la TIR.
2. Se hace un ranking de las alternativas de inversión en base a la mayor TIR, mostrando para cada una el monto a invertir.
3. Se eliminan aquellas alternativas con TIR menor que la tasa de descuento de inversionista.
4. Se seleccionan aquellas inversiones partiendo desde la primera posición del ranking, hasta aquella alternativa en la cual se tenga una inversión acumulada igual al presupuesto disponible.
5. Los proyectos seleccionados serán evaluados a la tasa TIR del primer proyecto excluído, pues es esta ahora la nueva tasa de descuento relevante.
6. Todos los proyectos seleccionados serán de VAN > 0, pues; TIRP. SELECCIONADOS. > Tasa de Descuento Relevante.

Bibliografía


BLANK, Lelan; TARQUIN, Anthony. INGENIERÍA ECONÓMICA. EDITORIAL
MC – GRAW HILL. TERCERA EDICIÓN. 1994.
NEWMAN, Donald. ANÁLISIS ECONÓMICO EN INGENIERÍA. EDITORIAL
MC – GRAW HILL. SEGUNDA EDICIÓN. MÉXICO
THUESEN AND THUESEN. INGENIERÍA ECONÓMICA. EDITORIAL PRENTICE HALL. PRIMERA EDICIÓN. MÉXICO. 1986.
DE GARMO, Paul. INGENIERÍA ECONÓMICA. COMPAÑÍA EDITORIAL CONTINENTAL. 1980.

UNIVERSIDAD NACIONAL EXPERIMENTAL POLITÉCNICA
"ANTONIO JOSÉ DE SUCRE"
VICE-RECTORADO PUERTO ORDAZ
DEPARTAMENTO DE INGENIERÍA INDUSTRIAL
INGENIERÍA ECONÓMICA
SECCIÓN: M1
PUERTO ORDAZ, OCTUBRE DE 2002
Profesor:
Ing. Andrés Blanco.
 

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *